jueves, 10 de julio de 2008

Sólo un recuerdo

Ayer se fueron las últimas catuchas con su bagaje de masas, rosquetes y demas productos de la tierra. Este año por primera vez he sentido miedo de comprar y no he comprado. "-Patrona l´i traio los pelones que a uste le gustan" -me dijo la catucha- "Ya vuelvo gorda, ya vuelvo..." -le respondi yo... y no volví por los pelones porque en mi cabeza se mezclaron el recuerdo de como se secan al sol y los residuales toxicos de la mina Bajo Alumbrera. Debo reconocer que me quede mirando los pelones porque definitivamente me encantan, pero sería incapaz ante la sospecha de la toxicidad de comérmelos desde el tablón de la catucha como suelo hacer. Y agradecí que la artesanía en piel de durazno se haya perdido así mis Maloshijos no tendrán un mal recuerdo por mi negativa a comer mulitas, momias y llamitas hechas con tiras muy largas de piel de durazno enroscadas en palitos hasta llegar a la forma deseada. Pelones de duraznos, damascos, ciruelas, higos y pasas de uva pueblan mi memoria en las ferias patronales. Por ahora sólo seguiremos comiendo las capias...
La Procesión del domingo pasado tuvo sus espacios de tirantez y reclamo. Fue una hora y media de desfile de gauchos al paso, formados de a dos por las calles de Salta, este año la ofrenda de cada fortin a la Virgencita del Perpetuo Socorro fue una copla, cada uno en su turno subió al palco se descubrió ante la Virgen Gaucha y antes de llegar hasta el micrófono clavó mudo la mirada en la cara del vice-gobernador parándose irreverente frente a él, después lanzó al aire su copla sentida solicitando el amparo del Perpetuo Socorro. Y así cada fortin. No sé si el vice se hará cargo de las miradas del gauchaje, él que accede a ese puesto recolectando votos, no en las villas de la ciudad, sino recorriendo fincas en el Norte Provincial. Hay que agradecerle tambien a Florencia de la V por haber semantizado ese pequeño gesto con la mano frente al rostro que dice"Sacate la careta" que tras un chistido el vice tuvo que observar de una mujer estrategicamente parada sobre la Plaza Güemes. El curita que guiaba el desfile casi provoca desmayos al ovacionar a las "4x4 del campo, que vienen a rendir tributo a la Virgen Gaucha" y las risas nerviosas acompañaron el paso de hermosas y antiguas jardineras guiadas por abuelos...
Este año, por cuestiones de presupuesto, no hubo fuegos artificiales que iluminen el cielo cuando el Perpetuo vuelve al templo, sólo una máquina de papelitos (cual Tinelli devoto) y una lluvia de pétalos de flores cerró las fiestas patronales. Ahi quedaron los fieles con los ojos llenos de lágrimas y los pañuelos en alto despidiendo a la Virgencita de los ojos tristes. Sólo el bombo de los peregrinos de Cobres, Departamento de La Poma, que caminaron cinco dias desde la saqueada puna salteña se escuchaba en la noche dominguera.
Y yo todavia tengo antojo de pelones.

2 comentarios:

→ACID ♥ CHERRY← ® dijo...

Ahhhh Malamadre!!! Como me gusta que me cuentes historias!!!
Una pena como está nuestro amadísimo país... pero: con sus ventajas y desventajas, defectos y virtudes: es nuestro. Es la tierra que nos llama, que nos llena de aromas de la vida, el paisaje que nos llena de aire el pecho y la franca mirada de empatía de cada argentino.
A mí me gusta, con sus buenas y sus malas... sé que a vos te ha traído muchos dolores, muchas frustraciones este suelo que amás pero al que de alguna manera temés.
Como no entenderte! Soy argentina.
Pero bueno, desde aquí mi sentimiento hacia a vos, que crías a tus maloshijos con la esperanza de que ser felices no les cueste tanto, sin importar donde estén. Nosotras ya elegimos, y nos queda rezar y hacer, para que algún día en este país, puedan quedarse todos los maloshijos sin temores e inseguridades. Para que un día seamos felices completos.
Para que un día, los gauchos se dediquen en la fiesta de la Virgen del Perpetuo Socorro, solo a la virgen... y no a hacer política.
Y para que los políticos, en la fiesta de la virgen, estén haciendo política para que su pueblo, sus ciudadanos, estén felices y centrados en lo que de verdad importa.

Nunca te lo dije, a pesar de que pasé varias veces por tu blog... pero te lo digo ahora: Me gusta mucho!!!
Y esas flores... me alegran las visitas.

Un beso enorme preciosa mía!

Juana Banana dijo...

bien, una nueva entrega de macondo-salteño.

no nos diferencia la distancia, en Corrientes ayer tuvimos a la Itatí, y esta Virgencita negra, tb desfilando con políticos, gauchos, campos y chicas fashion...y sí acá fuegos artificiales hubo, no vaya a ser que después salga en la radio lo amarretes que son los curas y esas cosas.

Más allá de todo, el manto de nuestra Madre sigue abrigándonos en ese cielo azul celeste y quiera diosito que todo se arregle, pa que alcance el pan de cada día, y pa que los gurices se me vayan a la ciudá...

Abrazos más que siderales! me gustan tanto estas entradas!